Fractura Facial

Fractura Facial

Tener una fractura facial significa haberse partido uno o más huesos de la cara. Los accidentes automovilísticos son la causa más común de fracturas faciales; también en las peleas, caídas y lesiones por deportes se pueden lesionar los huesos de la cara. Partirse un hueso de la cara es motivo de preocupación, porque las vías aéreas pueden taparse con fragmentos de hueso, coágulos de sangre o tejido hinchado. El tratamiento de las fracturas faciales se efectúa en dos etapas: Reducción: Los huesos rotos se colocan nuevamente en su posición. Fijación: Los huesos rotos se mantienen unidos para que puedan soldarse correctamente.

Agenda una cita

Nombre

Teléfono

Email

Servicio requerido

Fecha

Hora